Año nuevo Chino y los proyectos que vienen.


El año pasado fuel año de orden y crecimiento de Yavallá.

Gracias a un FONDART y a la participación en la residencia de la Factoria de Oficios pude realizar las primeras colecciones oficiales de mi marca, con modelos definidos y un plan de difusión que estoy logrando tal como había esperado (wuhuuu!!) y más encima gracias a esas colecciones y a los comentarios del público,armé una colección extra... Estuve en llamas el 2018.

En general me cuesta super harto ordenarme y seguir planes de trabajo. En el día a día funciono perfecto, pero con los proyectos a largo plazo me desordeno porque quiero hacer mil cosas y mi alma de rata de madera capricorniana quieren todo rápido, eficiente y con los resultados comprobables ahí mismo...

Peeeeeero para eso llegó el querido chancho de tierra, para trabajar sobre lo que tengo y evaluar el crecimiento y la evolución de Yavallá hasta ahora. Me voy a tomar el año con calma cosechando todo lo que he sembrado en estos casi 7 años de estudio, pruebas, fondos y clases.

Por ahora me quedaré con lo que tengo, mejorar unas cositas y activar otras que estaban abandonadas, para ordenar, ordenar y ordenar (Marie Kondo ordena mi casa, mi taller y mi cabeza jeje) y luego evaluar y renovar. Quiero tener un ritmo de trabajo constante pero tranquilo, para poder definir el camino a seguir.

 

Por mientras pueden seguir adquiriendo mis tejidos y participando de los talleres. Lo que más me gusta del trabajo que hago es poder compartirlo con todos ustedes. Si no, encuentro que no tendría ninguna gracia.

Un abrazo y feliz año nuevo chino!